Situaciones en las que tener sexo con un ex

Situaciones en las que tener sexo con un ex

Está claro que la mayoría de las veces que una relación termina, pasamos por momentos en los que desearíamos llamar a nuestro ex para volver a intentarlo o, aunque sea, tener una sesión de sexo de despedida. Pero esto nos haría volver a pasarlo mal y no valdría la pena pasar por esa experiencia.

Sin embargo, lo creas o no, existen ciertas situaciones en las que tener seco con un ex es perfectamente aceptable. Estas son las circunstancias en las que tienes luz verde para intentarlo:

#1 Si lo has superado al 100%. Si vas a tener relaciones sexuales con un ex, tienes que haber superado vuestra relación totalmente, de lo contrario pondrás en marcha todos los mismos sentimientos de nuevo. No importa quién rompió con quién, no puedes tener sexo con él si hay sentimientos todavía.

Para saber si lo has superado al 100% y puedes intentar tener sexo con tu ex, deberás verle en una situación de ligoteo con otra persona y, si no te importa lo más mínimo ni sientes celos de ningún tipo, significa que lo has superado.

#2 No os habéis visto en muchos años. Si se trata de una reunión de compañeros de secundaria y no has visto a tu ex desde aquella época, es posible que de repente le veas como alguien deseable para tener sexo esa noche.

Si han pasado una cantidad de años considerable desde que estuvisteis juntos, ambos seréis probablemente más maduros, lo habréis superado y podréis tener sexo sin mayor problema.

#3 No os vais a volver a ver. ¡Oye! ¿Por qué no tener sexo con un ex que sabes que no vas a volver a ver? ¿Está a punto de mudarse de país? ¿Estás a punto de mudarte de país? El sexo puede ser una manera divertida de despediros para siempre y, aunque volvieras a tener sentimientos por tu ex, no importa porque no le volverás a ver.

#4 No hay ataduras ni expectativas. Puedes acostarte con tu ex si sabes que no quiere salir contigo de nuevo. Mientras que haya un entendimiento entre los dos sobre la situación y que se trata de sexo sin ningún tipo de compromiso, deberíais poder manejar la situación con madurez. Simplemente asegúrate de que las intenciones están claras.

#5 Puedes controlar tus sentimientos. Ser maduro y confiar en uno mismo permite manejar cualquier sentimiento que surja después de tener sexo con un ex. En ese momento se te puede nublar la mente por las ganas de acostarte con tu ex, pero debes pensar todo lo que puede conllevar después. Si crees que podrás manejar de una manera adulta cualquier situación, adelante.

Speak Your Mind

*